Informe: Interceptación legal de comunicaciones. Hacia un sistema respetuoso de los DDHH

El presente informe es fruto del trabajo que Fundación Vía Libre realiza junto a organizaciones de Derechos Humanos para el control democrático de los servicios de inteligencia (ICCSI) y, particularmente, del sistema de interceptación de las comunicaciones (conocidas como “escuchas telefónicas”).

Este informe da cuenta de ese trabajo, así como del funcionamiento del sistema de interceptación de las comunicaciones, actualmente a cargo de la Corte Suprema de Justicia de la Nación. Este tema, en el contexto actual, es particularmente sensible para todo el arco político nacional pero, a la luz de la presentación del informe del Juez Alejo Ramos Padilla en la Comisión de Libertad de Expresión de la Cámara de Diputados de la Nación [VIDEO], se han visto involucrados también miembros importantes del Poder Judicial y periodistas con alcance nacional.

La vigilancia estatal no siempre es ilegal, en muchos casos está regulada por normas específicas que las avalan y legitiman; sin embargo, la implementación de estas regulaciones así como el control de quienes llevan adelante esta vigilancia no siempre es transparente. En ocasiones, incluso, sus tareas están amparadas por la doctrina del secreto y por tanto no se ajustan a los estándares internacionales de Derechos Humanos.

El objetivo del presente trabajo es dar cuenta de los aspectos fundamentales que deben considerarse al momento de establecer un marco jurídico para la interceptación de las comunicaciones en un sistema democrático que respete las normas y estándares internacionales de Derechos Humanos. Desde Fundación Vía Libre consideramos que “este marco debe contemplar mecanismos transparentes de información pública, que además den cuenta de la eficacia en el logro de resultados concretos de estas restricciones del derecho fundamental a la privacidad”.

Además, proponemos cambios a la regulación actual que indiquen una manera más segura de solicitar y ejecutar las interceptaciones a las comunicaciones, cumpliendo con principios de privacidad, y proponemos pasos a seguir para el ejercicio del control sobre el organismo que esté a cargo de las interceptaciones.

Este informe -que está disponible acá– es la continuación del informe presentado en febrero de 2018, titulado “Servicios de inteligencia y democracia”, que también pueden consultar y descargar libremente.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *