Queremos más!

Por Beatriz Busaniche
Montevideo-Uruguay, 12 y 13 de Marzo.

Organizado por www.comunicarte.org, el Uylug -Grupo de usuarios linux de Uruguay- y la Asociación de Prensa Uruguaya (APU), terminó el Primer Taller de Software Libre para periodistas. Ahora nos toca consolidar la comunidad de periodismo libre que hemos iniciado en ese marco y avanzar para que esto se repita pronto tanto en Uruguay como en otros lugares del Mercosur.

El evento de Periodismo Libre contó con el auspicio de varias empresas uruguayas e internacionales, Lacnic y Unesco que facilitaron el local donde se realizó el evento, los refrigerios y el transporte y alojamiento de los participantes que llegaron desde Argentina [1], Brasil, Chile y Paraguay.

Hubo un total de 50 asistentes, que desbordaron tanto las expectativas como la capacidad de trabajo, pero se sintió un espíritu de colaboración realmente destacable.

El objetivo de este evento fue reunir a dos comunidades que trabajan por la libertad de expresión: los periodistas y los activistas de Software Libre.

Muchos de los periodistas presentes no conocían las implicancias y los conceptos básicos del software libre, y aún así, se sentaron frente a la redacción a trabajar sobre herramientas nuevas, entendiendo que estas son las únicas que les garantizan sus derechos como usuarios de software.

En varios diálogos mantenidos durante las dos jornadas de trabajo, muchos de ellos se mostraron sorprendidos mientras conversábamos sobre cuestiones de derechos inherentes al uso de un determinado software. Entender que la libertad de expresión y el derecho a la comunicación están directamente relacionados con el software libre fue uno de los pasos que dimos entre todos.

La mezcla de comunidades diversas fue el resultado primero de este evento que debe su éxito al esfuerzo de José Soriano de Comunicarte.org, quien viene trabajando junto a la gente de APU y del Uylug para hacer realidad este y otros tantos sueños que no tienen nada de imposibles.

Radios comunitarias, periódicos alternativos, gran cantidad de periodistas con problemas de empleo y ï¿œpingüinosï¿œ, como se denominó con simpatía a los activistas del SL que estuvieron dando apoyo a los participantes, trabajaron juntos para llevarse herramientas nuevas y sumarse a una nueva comunidad que ahora nos toca conformar entre todos, periodistas y ï¿œpingüinosï¿œ juntos.

Por ejemplo, Gabriel Ruiz Díaz, de FM Trinidad de Paraguay, se fue feliz de saber que desde ahora va a publicar las noticias que escribe todos los días en la radio en su weblog, desde donde va a competir con los dos únicos medios digitales de su ciudad.

El amigo Lucio Pereira Mello de Brasil se fue preguntando cuándo era el próximo evento de Software Libre de Brasil, para ir a sumarse de inmediato.

Hubo incluso un grupo de mujeres de Argentina que volvieron elucubrando la posible formación de algún grupo femenino de Software Libre, sin dudas, impresionadas por las declaraciones del presidente del Uylug, Rodolfo Pilas, sobre las problemáticas de género en la comunidad de usuarios de Montevideo. Para los que creían que este tema era cosa de hombres, hay que aclarar que la presencia femenina en el evento fue sobresaliente.

El resultado de este evento de dos días se puede ver en el sitio donde trabajamos http://www.d-sur/dS

La herramienta básica que aprendimos fue un administrador de weblogs llamada wordpress, por supuesto, software libre. Trabajamos sobre máquinas con diferentes distribuciones de GNU Linux. Y muchos de los presentes se llevaron cds ejecutables de Mepis para seguir incursionando en el uso del software libre desde sus casas y trabajos.

También quedó habilitada una lista de correos, que se está ampliando día a día con otros periodistas que no pudieron participar de este evento y que están interesados en integrar esta comunidad de periodismo y software libre.

Esperamos ansiosos que este evento se repita pronto en algún otro lugar del Mercosur.

[1] Participantes de la Fundación Vía Libre:

¡comparte!

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *